Empresas
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

spotifyLos tiempos en que las colecciones de música se almacenaban en formatos físicos han quedado atrás, los discos compactos son uno de los últimos vestigios de una tradición que comenzó con los vinilos y siguió con las cintas o cassettes, hasta abrir el paso a las discotecas digitales.

Empresas como Napster revolucionaron el mercado musical en internet a principios del siglo XXI, pues permitía a los usuarios “descargar” canciones gratis. Sin embargo, su modelo de negocio chocó de forma frontal con los intereses de las disqueras, cuyas ventas caían en picado, al tiempo que las demandas legales contra empresas como Napster se multiplicaban.

Algunos años después, nuevos modelos de negocio como iTunes, de Apple, y Spotify, han logrado conciliar los intereses de artistas, músicos y disqueras, con los de las nuevas tecnologías y tendencias de consumo, en donde el acceso masivo a internet y la gratuidad de productos y servicios son para muchos usuarios, una prioridad.

“El consumidor ya no es el mismo que antes. A veces sólo quiere escuchar una canción algunos días y luego empezar a oír cosas nuevas. Spotify le permite escuchar la música en ‘streaming’, sin tener que bajarla o comprarla”, explica Bahigh Acuña, líder de Nuevos Mercados de Spotify, en entrevista con AltoNivel.com.mx.

El modelo de negocio

El 70% del flujo de capital en Spotify se destina a regalías de las disqueras, que, a su vez, pagan a los artistas en función de los contratos que tienen con ellos. Para 2013, los ejecutivos de Spotify calculan que las regalías sumarán más de 500 millones de dólares, lo que transforma a esta plataforma como la segunda fuente de ingresos de la industria de la música a nivel mundial después iTunes, la tienda musical de Apple.

Spotify cuenta con tres tipos de usuarios. En primer lugar, los del modelo gratuito, que ofrece acceso ilimitado a un catálogo de más de 20 millones de canciones e incluye tres minutos de publicidad por cada hora de música escuchada.

En segundo lugar, la empresa ofrece la suscripción ‘unlimited’ o ilimitada a un costo de 49 pesos por mes, con la ventaja de que este tipo de suscripción excluye cualquier tipo de publicidad, aunque no permite descargar canciones. “Spotify no se centra en vender  la música, sino en dar acceso a ella”, señala Acuña.

En tercer lugar, la plataforma ofrece la suscripción ‘premium’. En esta modalidad, el usuario tiene acceso ilimitado a la música, sin publicidad, con una calidad de sonido de 320 k’s, con la posibilidad de escucharla en diferentes dispositivos, entre ellos tablets y smartphones, incluso en modo off-line, es decir, sin estar conectado a internet, por un precio de 99 pesos mensuales. “Literalmente el usuario puede ‘bajar’ la música y escucharla mientras va en un avión, en el coche o en otro lugar en donde no tenga acceso a internet”, explica el responsable de Nuevos Mercados de Spotify.

Funciones de la plataforma

La página ofrece diferentes posibilidades ‘sociales’ a los usuarios. Spotify permite compartir “listas de reproducción” o ‘playlists’ organizadas por género musical, pero también por ambiente, por ejemplo,  listas para “fiestas”, hasta listas para “cenas románticas” entre otras.

La funcionalidad ‘radio’ permite escuchar estaciones de música divididas por género.  Además, mediante la función ‘discovery’ el sistema toma nota de los gustos del usuario y de las canciones que escucha y que le agradan, a partir de ahí, arroja de forma aleatoria canciones similares que le permiten al usuario “descubrir nueva música”. 

Para descargar esta aplicación hay acceder, a través de la página oficial: www.spotify.com o bien, desde tiendas de aplicaciones como las del Windows Phone. Su descarga es 100% gratuita.

¿Y la industria cultural?

“Una canción muy exitosa en radio puede sonar tres o cuatro mil veces en un día, mientras que en Spotify puede alcanzar varios millones de reproducciones en las computadoras, tablets o smartphones de los usuairos. Spotify es la nueva manera de escuchar música. Está revolucionando la industria, porque en los mercados en donde nos encontramos ésta experimenta un crecimiento en ganancias”, asegura Acuña que señala a Suecia, país donde se fundó Spotify. “Suecia es un país que consumía mucha música pirata, pero desde que lanzaron Spotify el consumo de piratería ha bajado un 30%”, asegura.

Acuña explica que la empresa tiene convenios con cientos de miles de disqueras que reciben regalías por cada canción que escuchan los usuarios y un porcentaje de los ingresos por suscripción. “Es una gran herramienta contra la piratería, la mayoría de la música digital que se consume es pirata, con la desventaja de que esos archivos a veces están infectados y descomponen los equipos”. 

Spotify cuenta con 24 millones de usuarios activos que escuchan canciones al menos una vez por mes, de ellos, una cuarta parte ha comprado una suscripción premium o unlimited. La empresa tiene presencia en 21 países. México es el primer mercado latinoamericano en el que incursiona y lo ha hecho mediante una alianza con Coca-Cola.

“México es el primer mercado de Latinoamérica que estamos abriendo. No vamos a llegar con una plataforma o una versión anterior, sino con una oferta adecuada al público mexicano, en español, con una variedad increíble de canciones”, señaló Acuña.

“No todos los servicios de música que operan en México y el mundo son legales. Más allá de la competencia nuestro objetivo es tener calidad en nuestro producto. Hace poco lanzamos nuestra primera campaña de marketing en cuatro años. No hemos necesitado invertir en publicidad, porque hemos dependido de la viralidad y el boca a boca. Creo que nuestro gran competidor es la piratería, porque nuestro modelo de negocio es diferente al de iTunes”, afirma Acuña.

¿Qué plataforma musical utilizas para escuchar música? ¿Has probado Spotify?

Fuente: www.altonivel.com.mx /Por: Elie Smilovitz / Twitter: @smilovitz

Te puede interesar...

Boletín ¡Gratis!

Suscríbase para recibir novedades, regalos y artículos

Por favor, habilite el javascript para enviar este formulario

Su email jamás será compartido con nadie. Odiamos el spam.