Empresas
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

A raíz de que Mexicana, la segunda línea aérea más importante del  país, se declarara en concurso mercantil por una deuda de 1,000 millones de dólares se canceló el servicio de vuelos; hasta el momento aproximadamente 30,000 pasajeros se han visto afectados.

 
La cancelación del servicio ha repercutido principalmente en el sector de agencias de viajes debido a que los estalecimientos deben reembolsar los boletos vendidos de Mexicana, los cuales representan el 60% de la totalidad de sus ventas.

“Donde tenemos el problema principal es en reembolsar los boletos porque ya no se dio el servicio, tenemos dinero ahí detenido y en estos momentos ya son alrededor de 100 millones de pesos”, dijo el presidente de la  Asociación Mexicana de Agencias de Viajes (AMAV), Jorge Hernández.

Desde que se inició el bloqueo se ha registrado un decremento del 20% en las ventas de boletos de avión.

Por otro lado, al estar bloqueadas  las ventas de Mexicana, otra opción era la venta de vuelos a través de sus 2 aerolíneas más pequeñas: Click y Link; sin embargo, estás no se encuentran ligadas a las plataformas de reservación de vuelos de manera automática, por lo que se tuvo que esperar por ayuda externa de AeroCaribe y Aeromar para poder continuar con las ventas de éstas líneas.

“Al no poder vender Mexicana, que es un 60%, nos pone una limitante de sólo poder vender a más o menos el 15% de boletaje”, confirmó Hernández.

Los problemas que han sufrido los viajeros con vuelos cancelados van desde pérdida de conexiones, pérdida total de vuelos, extravío de equipaje, entre otras cuestiones que en la mayoría de los casos se han resuelto satisfactoriamente gracias a convenios con aerolíneas extranjeras.

“Mexicana no me resolvió absolutamente nada, me comuniqué en cuanto avisaron lo de la cancelación de vuelos y 2 días antes de que saliera el último me dijeron que no sabían que podíamos hacer”, afirmó Víctor Quezada, afectado por el problema de la aerolínea.

El señor Quezada debía regresar de Londres el 12 de agosto en un vuelo de conexión de British Airways a Mexicana con escala en Madrid; sin embargo, su arribo a la Ciudad de México se dio hasta el 16 de agosto, mientras la línea británica pudo conseguirle un boleto de vuelta sin intervención o información de Mexicana.

Sólo algunos viajeros que tenían vuelos pagados exclusivamente con la aerolínea nacional pudieron efectuar a tiempo sus traslados, mientras, los que realizaron el pago a través de una agencia de viajes tendrán que aguardar por un reembolso y el riesgo ahora recae en que el conflicto se alargue y afecte a quienes compraron boletos por anticipado.

“Nosotros esperamos que hasta ahí quede, pero el riesgo es que Mexicana ya tiene vendidos vuelos con agencias de aquí a diciembre, con outlets y ventas en línea. Esto representa alrededor de 1,500 boletos ya comprados y es un riesgo para el público”, explicó el dirigente de la AMAV.

“En caso de que se alargue, nosotros ya dimos vista a la cámara de diputados, a la Profeco, a la IATA, la SSP para que finalmente haya una presión para que se desatoren esos reembolsos”, dijo.

Mientras tanto, la Procuraduría Federal del Consumidor , Profeco, informó en un comunicado de prensa que habilitó módulos de atención a clientes en los principales aeropuertos del país, entre los que destacan Cancún, Aguascalientes, Monterrey y la Ciudad de México. Hasta el momento la dependencia no ha declarado un número determinado de quejas y no estuvieron disponibles para dar comentarios al respecto.

Con miras a la resolución de los conflictos de la aerolínea, el presidente de la AMAV confirmó que tras haber tenido una reunión con el jurídico de Mexicana, esta semana se debe concretar un mecanismo definitivo de reembolso por parte de la aerolínea.

Fuente: www.MundoEjecutivo.com.mx / por Gabriela Chávez Avilés

Te puede interesar...

Boletín ¡Gratis!

Suscríbase para recibir novedades, regalos y artículos

Por favor, habilite el javascript para enviar este formulario

Su email jamás será compartido con nadie. Odiamos el spam.